Input your search keywords and press Enter.

“Evidencias. Las otras dramaturgias”: la compilación de las voces dramáticas de mujeres en la escena teatral del siglo XX

Evidencias. Las otras dramaturgias (Ediciones Oxímoron) se constituye como el primer libro compilatorio de la voz dramática de mujeres en la escena teatral chilena del siglo XX. Fue compilado por las integrantes del Núcleo de Investigación y Creación Escénica (NICE): Lorena Saavedra González, actriz, docente e investigadora teatral; Patricia Artés Ibáñez, activista feminista, directora, docente e investigadora escénica; y Maritza Farías Cerpa, actriz, activista, docente, creadora e investigadora teatral feminista. El libro comprende 12 obras de 12 dramaturgas y tiene como objetivo hacer una recuperación histórica y patrimonial, una visibilización de las creaciones teatrales de las mujeres del siglo pasado. 

Hoy 17 de marzo a las 18 hrs. será el lanzamiento de este libro en Centro GAM. Las encargadas de la presentación serán Nona Fernández, actriz, escritora, guionista y activista feminista; Soledad Figueroa, actriz, investigadora y docente; y Pía Gutiérrez, docente e investigadora teatral.

El inicio y la pregunta

Evidencias. Las otras dramaturgias nace como consecuencia de una efervescencia social. Es en estos momentos turbulentos cuando comienzan a emerger todos aquellos actantes que han sido desplazados. No es raro, entonces, que la mirada se vuelque hacia el pasado, con el fin de comprender el presente y construir un futuro. Bajo este contexto las investigadoras del NICE llegaron a la pregunta: “¿Cuántas mujeres conocemos que hayan escrito textos dramáticos durante el siglo pasado?” La respuesta más inmediata a este cuestionamiento resultó ser el proyecto de investigación: “Recuperación histórica y patrimonial de la dramaturgia de mujeres chilenas del siglo XX”. Este fue financiado por el Fondart 2019 y hoy se materializa en esta primera antología de dramaturgia nacional de mujeres que abarca todo el siglo pasado. 

El libro originalmente no contemplaba ser una antología, sino más bien un compilado de artículos sobre las dramaturgias de mujeres del siglo XX. Sin embargo, las investigadoras relatan: “nos encontramos con una cantidad de dramaturgas y obras que nos conmovieron en tal medida que tuvimos la necesidad vital de otorgar —con las limitaciones que tenemos y que tiene una antología— un espacio en el que fueran las palabras de las autoras las que hablaran acerca de las percepciones y sentires respecto al mundo que habitaban”. 

La antología permite dar a conocer aquella parte marginada de la creación teatral chilena al mismo tiempo que se ejerce un deber ético y político al ubicar a estas mujeres en el lugar que les corresponde en la escena teatral. En palabras de las compiladoras, este libro:

“tiene por objetivo ser un documento que posicione la voz dramática de mujeres del siglo XX, visibilizando su creación y aportando a la escena teatral chilena y latinoamericana desde su variedad temática y estilística, reflejando en la diversidad de mundos e imaginarios que habitan los personajes al interior de las obras, pero también, a la construcción de una genealogía del quehacer de las mujeres desde una perspectiva de género”. 

Una de las características más destacables de esta compilación es su carácter feminista. No solo en el sentido reivindicativo que tiene editar y sacar a la luz voces de mujeres, sino también en un sentido estructural. Este documento no tiene como fin recopilar “grandes obras”, es decir, las dramaturgias presentes en este documento no son mejores en tanto procedimientos dramáticos o recursos estilísticos que las que no están. La selección responde a textos que han atisbado y en algunos casos criticado ciertos rasgos del lugar que ocupan las mujeres en el contexto histórico en el que habitaron. De esta forma, es posible ver en estas obras preocupaciones, inquietudes y cuestionamientos sobre el rol de la mujer y como la cultura, la situación social y política da forma a estos roles de género. 

Francisca Veas

Las historias fuera de la Historia

Este documento nos ofrece un panorama histórico. Las autoras de estas 12 obras compiladas en el libro nos hablan de la historia no oficial. No debemos olvidar que mientras los hombres hacían y pensaban la HISTORIA, ejercían sus actividades públicas y grandiosas; las mujeres se encargaban de las actividades consideradas “menores”, relegadas al hogar. En este sentido, la historia de la mujer, como la de todos los grupos oprimidos ha sido invisibilizada. En el arte y específicamente en el teatro el cuento es el mismo. 

La dramaturgia de mujeres del siglo XX ha sido descartada de los discursos oficiales del teatro o se ha visto como meros acontecimientos aislados en un campo artístico dominado por hombres. Sin embargo, el siglo XX es importante para la mujer porque es una época en que paulatinamente la figura femenina ingresa al mundo literario y pasa a ser un actante incipiente de una construcción artística, social y política, en palabras de las investigadoras: “voces tempranas del feminismos que hoy vemos desbordarse en todos los ámbitos”. Lamentablemente, estas mujeres creadoras fueron muchas veces enmarcadas en el costumbrismo, las relacionaron con lo folclórico o con temas meramente “femeninos”. Todas estas categorías fueron y son consideradas “menores” por el discurso teatral oficial. Sin embargo y aunque así fuera, la realidad es que estas mujeres pusieron en escena críticas importantes de su entorno, vida y sociedad —críticas que probablemente a algunos no les convenía escuchar—.

En las 12 obras que componen este libro es posible vislumbrar temas como la educación vista como herramienta emancipatoria, el amor romántico como un espacio de opresión y la violencia hacia lo “femenino”. Solo a partir de la lectura de sus obras y el conocimiento de sus pulsiones emancipatorias es posible comprender las nuevas dramaturgias chilenas de mujeres en la actualidad. En la lectura de estas dramaturgias se vislumbra la lucha que dieron estas autoras y creadoras, lucha que hoy continúa en esta compilación hecha desde el margen de esa HISTORIA oficial. Evidencias. Las otras dramaturgias es una lectura importante, no solo para la esfera del teatro, sino también para quienes estén dando la pelea desde todos los frentes. 

Obras

Sentimiento vencidos (1919) – Luisa Zanelli López
Melchorita (1924) – Rosa Idilia Cabrera
Mar (1936) – Gloria Moreno
Deshonra (1941) – Ana Ayala
Campamentos (1955) – Dinka Ilic
La Telaraña (1958) – Gabriela Roepke
El camino más largo (1959) – María Asunción Requena
¿Quién tuvo la culpa de la muerte de la María González? (1969) – Isidora Aguirre
Cariño Malo (1990) – Inés Margarita Stranger
Que nunca se te olvide que no es tu casa (1996) – Lucía de la Maza
Por encargo del olvido (2000) – Ximena Carrera 
Voces en el Barro (2000) – Mónica Pérez 

Ficha técnica 

Evidencias. Las otras dramaturgias.
NICE Núcleo (Patricia Artés, Maritza Farías y Lorena Saavedra).
Ilustraciones de Francisca Veas Carvacho.
Ediciones Oxímoron. 
574 pp.
ISBN: 978-956-9498-39-8
Tamaño: 16.5 x 23 cm
2020

Viajera, escritora, coleccionista de imágenes y versos, feminista y fotógrafa en proceso.

You Might Also Like

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *